Cuando a determinada edad empiezas a sentir que el cabello empieza a escasear, si eres hombre, un sutil pánico te invade. En caso de ser mujer, la tragedia es de dimensiones insos.

Seguir leyendo »